Otra estrella fundida.

24 julio 2011

Amy Winehouse, fiel al espíritu autodestructivo - http://pulse.me/s/P6yP
Para ser un mito hay que morir joven. Y esa premisa se ha cumplido con la inestable pero única Amy. Sus vicios ganaron a un cerebro en el que una virtud y la música campaban a sus anchas, demasiado para tener racionalidad. Descanse en paz.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Sensibilidad en su voz,inteligencia y creatividad. Los. genios están en otra dimensión.

Anónimo dijo...

Soy el abuelete.

Publicar un comentario

Follow by Email